May 28, 2024

Estrategias efectivas para adquirir pacientes en clínicas nuevas

 

GettyImages-1218366918

Abrir una nueva clínica médica es una tarea monumental que implica múltiples desafíos, siendo uno de los más críticos la adquisición de pacientes. Sin una base sólida de pacientes, incluso la clínica mejor equipada puede tener dificultades para mantenerse a flote.

Este artículo explora estrategias efectivas para atraer y retener pacientes en clínicas nuevas, ayudando a gerentes y responsables a establecer una base de pacientes sólida y sostenible.

La adquisición de pacientes es crucial para el éxito de una clínica nueva, al traer consigo sostenibilidad financiera, es decir, un flujo constante ingresos esencial para cubrir los costos operativos y lograr rentabilidad. La mejora de la reputación profesional también es un aspecto clave, ya que los pacientes satisfechos son más propensos a recomendar la clínica a otros, lo que puede incrementar la base de pacientes a través del boca a boca.

Por último, la optimización de recursos y mejora de resultados, ya que una clínica con un volumen adecuado de pacientes puede utilizar sus recursos y personal de manera más eficiente. Con estos aspectos sin embargo, la adquisición de pacientes no garantiza únicamente un desarrollo económico, sino que también en términos de eficiencia y productividad.

Marketing digital

El marketing digital es una herramienta poderosa para llegar a potenciales pacientes de manera efectiva y económica. Dentro del marketing existen segmentos de contenido y promoción que pueden ayudarte más que otros, según las necesidades y recursos que tenga tu clínica y equipo:

SEO y contenido de calidad: Optimizar el sitio web de la clínica para motores de búsqueda (SEO) y publicar contenido relevante y de calidad puede atraer a personas que buscan información médica en línea. Esto genera una relación entre el paciente potencial y tu centro, un aspecto clave para convertirlo finalmente en cliente de tu clínica.

Publicidad en redes sociales: Las campañas pagadas en plataformas como Facebook, Instagram y LinkedIn pueden dirigirse a audiencias específicas basadas en la ubicación y los intereses, estas campañas suelen llegar a mucha gente y quieres que un porcentaje de esas personas acabe aterrizando en tu perfil.

Por eso será primordial cuidar er el contenido que aparece en tus redes sociales, ya que funciona como escaparate directo para aquellos usuarios que aterrizan ahí desde un anuncio.

Google Ads: La publicidad pagada en Google puede colocar a tu clínica en los primeros resultados de búsqueda para términos clave, aumentando la visibilidad. En lugar de aparecer entre publicaciones de redes sociales, las campañas de Google Ads te muestra en Google cuando una persona realiza una búsqueda con palabras clave que tú hayas escogido.

Por ejemplo, cuando un usuario busca una Clínica Dental en Madrid, pero sin aparecer en Clínica Dental en Barcelona.

Herramientas tecnológicas para clínicas

Redes sociales: Mantener una presencia activa en redes sociales local puede aumentar la notoriedad de la clínica. Publicar regularmente en redes sociales sobre temas de salud, eventos de la clínica y testimonios de pacientes puede construir una relación con la comunidad.

Muchos usuarios llegarán a tu perfil a través de campañas pagadas, por eso, es importante que lo tengas cuidado y el contenido esté listo para educar a potenciales pacientes.

Uso de telemedicina: Ofrecer servicios de telemedicina puede atraer a pacientes que prefieren la comodidad de consultas virtuales. Implementar tecnología moderna para la gestión de citas y recordatorios puede mejorar la experiencia del paciente y reducir las tasas de no asistencia.

Es importante ofrecer flexibilidad a potenciales pacientes, pero también será clave que difundas y des visibilidad a los servicios que ofreces, sin que los usuarios deban preguntar y esperar una respuesta para saberlo.

Participación en la comunidad

Colaboraciones y alianzas: Formar alianzas con otras empresas locales y profesionales de la salud puede derivar en referencias mutuas. Por ejemplo, colaborar con gimnasios, farmacias, y otras clínicas especializadas puede abrir nuevas vías de adquisición de pacientes.

Presencia en directorios médicos: Inscribirse en directorios médicos en línea como Doctoralia puede aumentar la visibilidad de la clínica y facilitar que los pacientes encuentren y reserven citas. Plataformas como esta reciben una media de 4 millones de pacientes al mes, buscando servicios médicos por su zona o especialidad.

Participación en eventos: Participar en ferias de salud, ofrecer charlas educativas y patrocinar eventos locales son excelentes maneras de conectar con la comunidad y aumentar la visibilidad de la clínica. Ya sean congresos y ferias laborales, o eventos de encuentro entre profesionales donde la clínica pueda asistir o participar en la organización o a través de portavoces.

Un ejemplo es Doctoralia Connect que realiza de manera mensual encuentros de manera online o presencial entre profesionales y especialistas médicos.

Experiencia y cuidado del paciente

Programas de referidos: Implementar programas de referidos puede incentivar a los pacientes actuales a recomendar la clínica a amigos y familiares. Ofrecer descuentos o beneficios por cada paciente referido que complete una cita puede ser muy efectivo, invitará al paciente a valorar la experiencia de tu clínica y, si es positiva, la recomendación estará casi garantizada.

Atención al paciente de alta calidad: La calidad del servicio y la atención al paciente es fundamental. Los pacientes satisfechos son más propensos a regresar y a recomendar la clínica. Asegurarse de que cada paciente tenga una experiencia positiva puede tener un impacto significativo en la retención y adquisición de nuevos pacientes. Es importante que ofrezcas espacios donde puedan comunicar opiniones o impresiones sobre su experiencia.

Desafíos más comunes en la adquisición de pacientes

1. Competencia Intensa

Las clínicas nuevas a menudo enfrentan competencia de establecimientos médicos ya establecidos. Es difícil competir con centros médicos que llevan años posicionando su marca y servicios, por eso será clave priorizar los aspectos de tu clínica que quieras trabajar para potenciar aquellos que más impacto pueden llegar a tener.

2. Limitaciones de recursos y presupuestarias

Las nuevas clínicas pueden tener presupuestos limitados para marketing y promoción. Es esencial invertir sabiamente y enfocarse en estrategias de bajo costo y alto impacto, como el marketing en redes sociales y SEO.

3. Generación de Confianza

Construir confianza es un proceso que lleva tiempo. Proveer un servicio excepcional y utilizar testimonios y reseñas de pacientes satisfechos puede ayudar a establecer credibilidad. Mejorar la calidad de la experiencia del paciente en general pasa por establecer una conversación con ellos, ofreciendo un espacio para que puedan opinar o transmitir comentarios sobre el servicio que han recibido.

4. Retención de Pacientes

Atraer pacientes es solo el primer paso, pero retenerlos es igualmente crucial. Un número de clínicas se centra en generar pacientes para aumentar su rentabilidad, sin embargo no se centran en mejorar aspectos que serán claves para influenciar en el regreso de estos pacientes, provocando que la clínica no consiga posicionarse como un centro de confianza y dependiendo económicamente de visitas preliminares o de consulta.

4 maneras para decidir si la estrategia ha triunfado

Para asegurarse de que las estrategias de adquisición están funcionando, es importante medir y analizar los resultados. Algunas métricas clave a considerar pueden ser:

  1. El número de nuevos pacientes, es decir, cuántos nuevos pacientes se han registrado en la clínica en un período determinado
  2. La tasa de retención de pacientes, es decir, el porcentaje de pacientes que regresan para citas adicionales
  3. La fuente de los pacientes para identificar cómo llegaron los nuevos pacientes a la clínica (referencias, búsquedas en línea, publicidad, etc.)
  4. El nivel de satisfacción del paciente a través de encuestas para medir la calidad del servicio y obtener retroalimentación valiosa para mejorarlo.